Archivo de la etiqueta: vídeo

Un estudio dice que

Un estudio dice que es bueno tomar un vaso de cerveza después de hacer ejercicio. Otro que el chocolate adelgaza. Resulta que han descubierto vida fuera del Sistema Solar. Y que se pierde la mayor parte del calor por la cabeza. Las típicas cosas que se oyen por ahí, que comenzaron siendo un titular que decía un estudio dice que y que han ido derivando. Pero, ¿fue eso que circula por ahí alguna vez verdad? En esta charlilla nos hablan de esas cosas, del publish or perish, de los programas gubernamentales y del papel de los medios en todo el asunto.

Tenemos que ser más escépticos, hermanos.

Más

Ni la cerveza cura ni el vino adelgaza en El Comidista

Cochrane

Nunca es tarde

¡Hoy se pasa por el blog una señora muy molona! Se llama Masako Wakamiya, aunque es conocida como Ma-chan, es japonesa, octogenaria y se dedica a acercar la tecnología a la tercera edad. Todo empezó cuando se jubiló, tenía miedo de quedarse aislada y se compró un ordenador para hablar con sus amigas. Luego entre todas montaron un club online para la tercera edad y de ahí siguieron y siguieron…

En el vídeo nos cuenta su historia:

Lo último que ha hecho la señora ha sido aprender a programar y desarrollar un juego para móviles. Es mi ídola.

Referencias

La charla y la bio de Ma-chan en TedX Tokio

¿Cuesta tanto aprender?

Vi el otro día esta charla TED que trata sobre el tiempo que requiere adquirir una nueva habilidad, algo que como persona que aprendió a ganchillar (entre otras cosas) en una tarde y con un par de vídeos me pilla de cerca.

Después de haber aprendido muchas muchas cosas, he desarrollado una especie de proceso de aprendizaje, que si bien tiene muchas cosas en común con el que propone el señor del vídeo, difiere en otras. He pensado en compartirlo aquí con vosotros por si os resulta útil. Así ya no me tenéis que preguntar cómo me lo monto para hacer tantas cosas 😉

Me ayudó a crear un proceso el libro Apprentice Patterns, que aunque originalmente es un libro para programadores (y yo no lo soy), sus consejos son útiles para cualquiera. El proceso tiene 5 partes, ahí van, con su apartado en el libro que os decía cuando corresponda.

1. Dividir

Consiste en partir la actividad en trocitos pequeños para ver lo mínimo que necesitamos. Se aplica tanto al material como a los conocimientos. En lo que respecta a los conocimientos, cuanto mejor definamos qué necesitamos más fácilmente encontraremos un libro, artículo o persona que nos pueda ayudar.

Por ejemplo, cuando aprendí a hacer punto, localicé unos vídeos para principiantes y los estuve viendo antes de comprar nada. De ahí averigüé que lo básico del punto es hacer punto del derecho y punto del revés, con eso (y aprendiendo a montar los puntos, claro) ya puedes hacer cualquier cosa rectangular. Parece poco, pero con un rectángulo se pueden hacer bufandas, gorros y hasta chaquetas. Luego busqué una tienda en la que pudiera comprar material y en la que me pudieran aconsejar. Sí, soy el tipo de persona que va a los sitios y fríe a preguntas a la pobre gente a la que le toca atenderme. Compré solo unas agujas relativamente gordas para que fuera más sencillo aprender, y lana barata para que si me salía mal me importase menos.

Conozco la sensación de voy a aprender a hacer X, así que voy a comprarme 8 libros y gastarme 200€ en cosas que parece ser que necesito. Luego lo que pasa es que, o bien eres supermetódico (que yo no lo soy) o has gastado inútilmente un montón de pasta y tienes la casa llena de cosas que nunca más vas a utilizar. Mi truco del almendruco me vale para ir enganchándome a mi nueva obsesión poco a poco de tal manera que o se vuelve parte de mi vida, o la odio y entonces me he gastado lo mínimo para probar y se lo puedo regalar a otro que quiera empezar también.

Pumpkin Pie & Light Bulb por Greatist via Attribution Engine. Licencia CC BY-NC-SA.

Seguir leyendo →