Por qué uso Emacs

Muchas veces me preguntan por qué uso Emacs, teniendo en cuenta que soy ingeniera industrial (o de la carrera de la piedra y el palo como la llamo yo) no debería aportar mucho a mi trabajo. La verdad es que empecé a usar Emacs por curiosidad y por llevarle la contraria a mi hermano, fans absoluto de Vim, pero tengo que reconocer que no recuperaría mi rutina de trabajo pre-Emacs.

¡Centrémonos! Ahí van mis razones para usar un editor que así de primeras parece anticuado y raruno.

Libertad

Empecemos por la ideología. Emacs es software libre y como tal respeta la libertad de sus usuarios. Puedo ver cómo está escrito, modificarlo y compartir mi versión. Si no fuera así, no existirían cosas como Spacemacs ni tantísimos modos que me hacen a mí muy feliz.

Emacs tiene la ventaja añadida de que fue escrito por mi muy amado Richard Stallman.

Eficacia

Yendo ya a temas más productivos, valoro especialmente que Emacs me abra archivos de texto de megas al momento y sin cascar (como Matlab) o paralizarse (como el Bloc de Notas). Bastante útil cuando manejas inputs de Abaqus de sistemas de un par de millones de grados de libertad.

Versatilidad

Suelo escribir en Markdown y Latex, programar en Matlab y algo en Python, leo resultados de programas diversos y, últimamente, escribo unos minimakefiles. Todos estos archivos tienen en común que son texto plano. Emacs puede abrirlos todos, cada uno con su sintaxis resaltada correspondiente y sus funciones específicas.

Abrir todo tipo de archivos en un mismo programa me permite no volverme loca con la posición de los botoncillos y usar los mismos atajos de teclado en todos los casos.

Configuración

Puedo adaptar Emacs a mis gustos en lugar de adaptarme yo a los gustos de Emacs (saludos, Word). Muchas cosas se pueden cambiar desde el customizador sin necesidad de programar Lisp y para las que no, siempre podemos encontrar unos trocillos de código que copiar y pegar en Internet. Además, el código Lisp es bastante claro y fácil de adaptar aunque no sepamos apenas programar (como es mi caso).

Por otra parte, el tener la configuración centralizada en un archivo me permite que mi Emacs sea igual allá donde esté, mantengo el archivo (o la carpeta) de configuración bajo control de versiones y tengo todas las modificaciones bajo control, nunca mejor dicho.

Interfaz

Parece que para usar Emacs hace falta aprenderse cinco mil millones de combinaciones de teclas pero dejadme que os diga algo: no es necesario. Yo uso Emacs igual que puedo usar Writer o el Paint, con la GUI y su ratoncillo y tal. Sí que es verdad que intento limitar mi uso del ratón, especialmente porque tengo ambas muñecas lesionadas, pero no me chino. No hay por qué ser un nazi de la terminal.

Los comandos que sí me sé:

  • C-g : para salir de un berenjenal en el que me he metido
  • C-x C-c: para cerrar
  • C-x C-s: para guardar
  • M-x: para ejecutar cosas
  • C-x C-f: para abrir o crear archivos
  • C-s: para buscar

Ya veis que son poquitos. Además, excepto C-g y M-x, todos los demás tienen su botoncillo equivalente así que en sí ni son necesarios. Poco a poco me voy aprendiendo algunos más pero con tranquilidad. Así le hago currar un poco al cerebro, todo son ventajas.

Integración

Hay gente que considera Emacs un sistema operativo y yo casi casi les doy la razón. Se puede hacer todo desde Emacs si te empeñas. Yo valoro especialmente su integración con git y el terminal y poder compilar directamente desde Emacs.

Productividad

He dejado para lo último mi motivo (pragmático) principal: Emacs me hace ser más productiva. En primer lugar porque tener abierto un solo programa hace que me centre mejor. Además, puedo hacer fácilmente cosas que con otro editor más simple no podría o me llevarían mucho más tiempo. Unos ejemplos:

En realidad lo que más me gusta es que siempre hay una manera más fácil y más loca de hacer las cosas en Emacs, siempre hay cosas nuevas que aprender.

Bonus: frikez

Siguiendo con lo anterior, me encanta que una herramienta que uso a diario me sorprenda cada día. Gracias a Emacs tengo que leer código y manuales y eso me ayuda a pensar mejor y más rápido. Me he animado incluso a escribir mi propio modulillo, que no hace gran cosa pero me siento superorgullosa de él.

Además, ¡siempre hay modos interesantes que encontrar! De hecho, buscando un cómic de xkcd para ilustrar esta entrada he descubierto que hay un modo de Emacs para leer xkcd. Casi me quedo muerta :O

NOTA: Me inspiró para escribir esta entrada este link que me offtopic-eó victorhck por ahí en alguna entrada 😉

Anuncios

13 pensamientos en “Por qué uso Emacs

  1. victorhck

    “mardita frika”, que al final me van a entrar más ganas de probar Emacs a mí también… 😛
    ¿Hay algo que Emacs no pueda hacer? Creo que dios (cualquiera de los cientos “verdaderos” que pululan por el mundo) compiló el mundo con Emacs!!!

    Saludos!

    PS: Gracias por la mención 😉

    Responder
  2. QuijoteDebian

    Te has adelantado, tengo un enlace con un post similar a medi escribir! y como siempre tu lectura resulta fácil y amena.
    Hay un tema que me interesa mucho cunado dices ” mantengo el archivo (o la carpeta) de configuración bajo control de versiones y tengo todas las modificaciones bajo control,”
    Supongo que lo haces con git, pero como novatísimo que soy me gustaría saber cómo excatamente.
    Un saludo.

    Responder
    1. Ondiz Autor de la entrada

      Me alegro de que lo que escribo sea fácil de leer, es lo que intento, desmitificar todas estas herramientas consideradas de frikis 🙂

      Sí, exactamente, uso git, te cuento como lo hago. Tengo los archivos de configuración de los programas que uso en una misma carpeta y esa carpeta la tengo bajo control de versiones con git. Luego tengo links simbólicos de esos archivos de configuración en la carpeta HOME, así tengo todo centralizado. Para gestionar eso uso Stow, mi hermano habló de ello aquí de manera bastante clara. Lo hago así porque de momento uso un archivo .emacs en lugar de la carpeta emacs.d. En este último caso con tener esta carpeta bajo control de versiones valdría, quedaría algo como esto. No sé si respondo a tu pregunta.

      Yo también soy bastante novatilla, no te creas 😉

      Un saludo

      PD. ¡Tengo ganas de leer ese post tuyo sobre Emacs!

      Responder
      1. QuijoteDebian

        Muchas gracias.

        Ya veo que el quid del asunto esta en el truco de centralizar las configuraciones y creo he entendido el sistema, otra cosa es que sea capaz de implementarlo, aunque creo que si podré.

        El post espero salga este fin de semana.

        Un saludo

  3. Pingback: Camino a GNU Emacs – Quijote Libre

  4. Pingback: Camino a GTD con GNU Emacs – Quijote Libre

  5. Iyán

    Vamos, que solo usas el 10% (o menos) de Emacs, verdad? Yo he trabajando tanto con Emcas como con Vim. Bueno, de Emacs solo usé el editor de texto, nada más. Al final, me siento más productivo con Vim que con Emacs.
    Pero vamos, que para gustos colores. Hace un año tuve la oportunidad de conocer a Richard Stallman cuando lo trajimos a dar una charla en Asturias, y ni siquiera él me logró convencer para utilizar Emacs jajaja

    Responder
    1. Ondiz Autor de la entrada

      Si uso el 1% de Emacs voy que chuto 😀

      Creo que todo lo que digo es aplicable tanto a Emacs como a Vim, es más una respuesta a los que me dicen que por qué no uso Word y una IDE megapotente de no sé qué historias.

      ¡Gracias por pasar por aquí y comentar!

      Responder
      1. Iyán

        Totalmente de acuerdo… yo casi siempre uso vim y si alguna vez utilizo una interfaz gráfica es Kate, y tengo más que de sobra. Quiero decir, nunca he necesitado ninguna IDE como dices tú megapotente para mis proyecto en Python o C++. Sí que utilizo Kile para LaTeX… lo único.

    1. Ondiz Autor de la entrada

      ¡Qué bueno!

      Yo soy un espécimen extraño, a pesar de suelo usar Emacs, lo poco de Vim que he usado también me gusta.

      ¡No a las guerras del software! 😀

      Responder

¡Opina sin miedo! (Puedes usar Markdown)

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s