Lo que he aprendido: ver pdfs en Emacs

¡Hola! Últimamente no escribo tan a menudo porque el capitalismo me ha vuelto a atrapar en sus redes. Que he empezado a currelar, vaya. Y entre la mudanza, el nuevo trabajo, que salí despedida de un buseto y demás cosas locas que pueblan mi vida no doy para más.

Lo que os vengo a contar hoy es algo que he descubierto haciendo una presentación sobre mí misma que me han pedido en el trabajo. Aprovechando que tenía mi ordenador la he escrito en Markdown en Emacs y luego la he convertido en un pdf con Pandoc. Mi típico proceso del que he hablado en cantidad de ocasiones. Como llamo a Pandoc desde la terminal en Emacs (un día lo integraré) me ha venido la cosa de abrir también el pdf final en Emacs ¡y no salir de Emacs nunca jamás! JUAJUAJUA. Bueno, me centro.

El modo DocView

La cuestión es que Emacs ya es capaz de ver pdfs (es megalisto), gracias al modo DocView, que permite abrir documentos DVIs, PostScript, OpenDocument y hasta de Microsoft Office. Para ello los convierte en imágenes que carga y muestra.

Sigue leyendo

Anuncios

Camino a la panificación: bizcocho con piñones

Iba a hacer mi clásico bizcocho de limón cuando vi que había piñones del pino del jardín que tiene una producción exagerada. ¿Y si los machaco y utilizo la masa como sustituto de una parte del aceite? me dije. Esta idea me vino de ver a mi queridísimo Akis Petretzikis usar tahini en lugar de mantequilla para hacer un brownie vegano, no es que esté totalmente chiflada. En fin, que como me pareció interesante lo hice. Os cuento cómo.

Bizcocho con piñones

Aprovechando la superproducción


Ingredientes

  • 100g azúcar
  • 3 huevos
  • 200g harina blanca
  • 50g harina semiintegral de centeno
  • 1 + 1/2 cucharaditas de bicarbonato
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 200g yogur filmjolk casero
  • 50g aceite
  • 50g piñones tostados

Direcciones

  1. Machaqué los piñones en el mortero con 20g de aceite
  2. Batí bien los huevos con el azúcar.
  3. Añadí el aceite restante, el filmjolk y los piñones machacados.
  4. Añadí las harinas tamizadas con el bicarbonato y la sal.
  5. Horneé en horno precalentado a 175C durante media hora.

Tengo que probar a hacer lo mismo con purecillo de nueces, seguro que está rico.

Software Freedom Day

Como cada año, el tercer sábado de septiembre es el Software Freedom Day, un día en el que se realizan eventos para difundir el software libre. Yo me sumo a la celebración con la cancioncilla de software libre cantada por el señor Stallman y sin enlaces a plataformas privativas esta vez.

Aquí os dejo también la partitura para que los que sepáis de música la toquéis por ahí (yo soplé una txirula cuando era pequeña y desistí).

Camino a la panificación: bizcocho de aguacate

¡He hecho un bizcocho verduzco! ¡Tiene aguacate! Ya lo he utilizado más veces para hacer dulces, generalmente para sustituir huevos, esta vez lo uso en un bizcocho tradicional para sustituir la mantequilla o el aceite. La receta esta adaptada de esta de Joy The Baker con los ingredientes que tenía en casa y ajustando para poder eliminar la mantequilla.

Bizcocho de aguacate

¡Es verde y delicioso!


Ingredientes

  • 1 aguacate maduro (unos 140g de carne)
  • 150g azúcar
  • 2 huevos
  • 200g harina blanca
  • 50g polenta
  • 1 + 1/2 cucharaditas de bicarbonato
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 200g yogur filmjolk casero

Direcciones

  1. Batí bien los huevos con el azúcar.
  2. Añadí el aguacate machacado y el filmjolk.
  3. Añadí la harina, la polenta, la sal y el bicarbonato, que previamente había tamizado juntos, y mezclé bien.
  4. Horneé en horno precalentado a unos 180ºC durante media hora.

Tiene un sabor curioso por el aguacate y el toque de maíz, no sabría cómo definirlo.

Por qué uso DuckDuckGo

Hace tiempo que abandoné al Gran Hermano para eso de las búsquedas y me pasé a DuckDuckGo pero creo que no he contado por aquí por qué. ¡Hoy es el día en que declararé públicamente mi amor por el pato!

Vamos a ello.

Sobre DuckDuckGo

Para los (pocos) que no lo conozcáis, DuckDuckGo es un buscador que se caracteriza por respetar la privacidad de sus usuarios. Su principal objetivo es mejorar la experiencia de búsqueda proporcionando resultados instantáneos y menos spam.

Si bien no es software libre, apoya el movimiento liberando parte de su código como las aplicaciones para Android e iOS y tiene una activísima comunidad con el simpático nombre DuckDuckHack1 que desarrolla respuestas instantáneas de todo tipo.

Veamos un poco más en detalle qué hace especial a este pato.

El pato no te rastrea

DuckDuckGo se toma la privacidad en serio, no guarda tu historial de búsquedas, no te rastrea y no vende tus datos a empresas para ponerte publicidad personalizada. Tampoco envía los términos de búsqueda a los sitios que visitas ni guarda información sobre ti. ¡Tiene hasta un blog sobre privacidad para concienciar a la gente sobre el tema!

El pato busca mejor

Aparte de por su política de privacidad, uso DuckDuckGo por la calidad de las búsquedas. Soy especialmente fan de las respuestas instantáneas de las que no hago más que hablar, pero tiene más cosas chulas que contaré ahora mismo.

Temas

El pato nos organiza los resultados de la búsqueda por temas que cambian según lo que hayamos buscado. Por ejemplo, si busco tarta me aparece el tema adicional Recetas porque él entiende que tal vez me interese:

temas

Sigue leyendo

Camino a la panificación: pan con trigo sarraceno

Tenía todavía en casa algo de trigo sarraceno de la vez aquella que me volví loca y compré todo tipo de productos extraños así había que desarrollar una receta de pan que lo incluyese. Recordé haber hecho masa madre de trigo sarraceno y que fermentaba a una velocidad espectacular y se daba el caso de que no tenía mucho tiempo, ¡todo encajaba! Como acababa de terminar de zampar el pan con granos de centeno entero pensé en añadirle además unos pocos granos de trigo sarraceno que en lugar de cocer solo remojé en agua durante unas 5 horas porque ya estaban blanditos. Otro día tengo que probar a germinarlos, parece ser que se germinan volando.

Ahora os cuento cómo hice, pero primero unas notas:

  • El trigo sarraceno no tiene gluten así que hay que limitar su cantidad en el pan si no queremos que quede como una piedra.

  • Fermenta muy muy rápido. ¡Mucho ojo!

  • Destruye el gluten rápido así que le van mejor las fermentaciones cortas y la hidratación moderada. Yo hice la segunda fermentación en la nevera para que se quedase más tieso y no se cediera en el horno.

Pan con trigo sarraceno

Incluyendo ingredientes raros de maneras variadas


Ingredientes

    Masa madre
  • 20g masa madre (la mía es de centeno integral con un 100% de hidratación)
  • 100g agua
  • 100g trigo sarraceno molido y tamizado
  • Masa final

  • Masa madre de trigo sarraceno
  • 500g harina de trigo blanca
  • 250g agua
  • 70g granos de trigo sarraceno
  • 9g sal

Direcciones

  1. Refresqué la masa madre con trigo sarraceno recién molido y tamizado para quitarle los trozos gordos. El trigo sarraceno fermenta muy deprisa así que lo tuve solamente 5h. Puse el trigo sarraceno en remojo mientras tanto.
  2. Pasado el tiempo de fermentación añadí la harina, el agua y la sal a la masa madre y amasé. Lavé bien el trigo sarraceno remojado y lo agregué a la masa amasando un poco más.
  3. Dejé fermentando 2h 30′ a temperatura ambiente con un pliegue a la hora.
  4. Preformé en bola, formé en batard, lo puse en el banetón y lo metí bien forrado en bolsas en la nevera toda la noche (unas 11h)
  5. Saqué el pan de la nevera mientras precalentaba el horno a 250C. Horneé como de costumbre, primeros 10′ solo arriba, luego arriba y abajo y bajando poco a poco la temperatura, un total de una hora.

La masa madre de trigo sarraceno le da a este pan un sabor curioso que no sé bien cómo describir y los granos de trigo sarraceno hacen que tenga un puntillo crujiente. Es un pan divertido.

Inspiración

Pan con trigo sarraceno de Panarras

Sprouted Buckwheat Sourdough de The Perfect Loaf

En qué ando: agosto

En agosto poca cosa he hecho, principalmente porque me fui de vacaciones, pero aún así repasemos las novedades del blog. Más que nada he compartido recetas y panes, el pan de Kamut, que me dio bastante guerra, la tarta de yogur que hago para mí misma (y mi intolerancia a la lactosa) y, por último, el pan con granos de centeno, que me ha sorprendido gratamente. Ahora ando desarrollando un bizcocho sin azúcar pero la primera prueba (que tampoco tenía huevos) ha quedado un tanto insípida. Hay que reajustar el tema de las especias. Os iré contando.

En cuanto a la frikez, he estado practicando Haskell y pronto escribiré sobre ello y sobre el modo Haskell de Emacs. Siguiendo con Emacs, ¡lo he compilado desde fuente! Me siento muy hábil, aprendí sobre muchas cosas en el proceso. También he estado jugando un poco con la selección rectangular una de mis funcionalidades favoritas de Emacs.

Aparte he estado pensando sobre el libro de LaTeX, a ver si me responden de las movidas de curro que tengo pendientes y puedo centrarme más, tengo demasiados procesos mentales abiertos y así no se puede.

Me despido con una foto de mis vacaciones. Fui al Medievo 😀

man


He localizado el origen de una de las canciones que puso banda sonora a mi infancia. Tiene además una historia interesante detrás, tanto que dio para escribir una obra de teatro.